jueves, 29 de enero de 2015

Mi historia. Parte 1.

Yo de pequeña era feliz, muy sociable, reía por todo.
Con 6-7 años comencé hacer dietas con mi madre y no le daba importancia en ese momento, dejábamos una dieta y al tiempo empezábamos otra, en ese momento no me afectaba o eso creía yo. A los  9 años empecé a sufrir acoso escolar y me lo callaba, mis padres me notaban más triste pero yo intentaba fingirlo.
A los  10 años ya empezaron más fuerte y se unía más gente, yo cada vez tenía menos autoestima. A los  11 recibí mi primera agresión física, ahí ya empecé a no querer ir a clase, me ponía mala muchas veces, pero es que ya no podía más. Llegué a decirle a mi tutora "Quiero pegarme un tiro".
A los  12 años se añadieron las amenazas y amenazas de muerte, amenazas por tuenti también, a parte se añadió que tuve un novio por internet y bueno, fue una de las peores cosas que pude hacer. Él tenía 16 años en ese momento y cuando le dije que al final no podía ir a verle porque mi madre no podía pedirse esos días en el trabajo empezó a amenazarme de muerte, a hacerme la vida imposible, aguanté  5 meses con él y 8 meses en total callándomelo, me daban muchos ataques de ansiedad por él, mis padres no sabían que me pasaba, y a los  8 meses, en mayo de 2011 le dije a una amiga que no podía más, que sí podía quedar un día porque quería contarle una cosa. Llegó el día y se lo conté, me dijo que esa noche me ayudaba a contárselo a mis padres. Esa noche ella, su madre y la sobrina de la madre vinieron a mi casa, me ayudaron a contárselo, mi padre dijo que él ya sabía algo porque había investigado a través del historial de internet. Mis padres al enterarse de todo dijeron que iban a denunciar y poner una orden de alejamiento, les supliqué que no lo hiciesen, fui  tonta, sí, pero le quería en ese momento. Me prohibieron hablar con él, y estuve muchísimos meses hablando a escondidas con él. Unas semanas más tarde mis padres me llevaron al psicólogo, yo no quería ir pero bueno, tenía que ir, fui al de la Seguridad Social, anteriormente había ido a uno de paga pero fui un día y no volví. Ese psicólogo no me gustaba, entraba y al salir salía mucho peor, no sabía cómo tratar mi tema, la verdad.
Con 13 años todo empeoró, yo ya no tenía fuerzas, mis padres denunciaron al instituto a través del inspector por el acoso escolar y cuando me enteré me sentó fatal, recuerdo aquellas palabras de la directora "No tenemos miedo a esta denuncia pero podrías haberlo dicho y no llegar a esto", los profesores lo sabían, la directora lo sabía pero no hicieron ni caso. En el instituto se inventaron que yo iba a denunciar a toda mi clase, cosa que no era cierta. Al volver a clase porque había estado mala, las cosas parecían que habían mejorado, durante un tiempo solo, luego volvieron…

Yo ya no podía más con tanta presión que en julio de 2012 hacía 4 horas de ejercicio diarias, me levantaba a las 6 para hacer ejercicio de 7 a 9 de la mañana y por la tarde hacía de 19:30 a 21:30, no conseguía concentrarme en los estudios ese verano, tenía que recuperar varias en septiembre, y sólo me preocupaba del ejercicio, a finales de julio escribí en un papel varias cosas, una de ellas era  "Adelgazar", ese papel lo tenía que quemar a mediados de agosto, no lo encontré ese día pero más tarde lo pude quemar y no sabéis lo que me arrepiento de haberlo escrito.

Un día de agosto de 2012 discutí con mis padres en la comida, y mi reacción fue irme al aseo a provocarme el vómito. Se dieron cuenta, pero se dejó pasar, a la semana siguiente  empecé con las autolesiones, me daba en los nudillos hasta estar en carne viva y sangrar.. A los pocos días dejé de comer.. Mi hermana se dio cuenta y se lo dijo a mis padres, mis padres al volver de vacaciones me volvieron a llevar al psicólogo...


Preguntas o cualquier consulta en twitter, correo o comentarios.
Un abrazo muy fuerte.

No hay comentarios:

Publicar un comentario